El que peca y reza empata

por La hora del escarnio


El miércoles de ceniza es un buen día para identificar cuantos seguidores tiene la religión católica en el país.
Se ven personas de todas las clases sociales con la cruz en su frente, ese día la mayoría de la gente anda con cara de santo. Lo que se les olvida es que la religión católica dice que las personas tienen que ser buenas, bondadosas y cumplan los diez mandamientos todos los días, no solo el miércoles en el que empieza la cuaresma.
La religión católica, es una religión que tiene tanto vírgenes, ángeles, arcángeles y santos para todos los gustos. Colombia, siendo un país en donde hay tantos creyentes de esta religión, tiene mandatarios que se apoyan en ella para no perder la popularidad entre el pueblo. Lo que no debería ser un factor decisivo para que una persona gane o pierda unas elecciones, como lo que paso con Antanas Mockus, cuando revelo que no era seguidor de la religión católica.
Pero bueno en un país en el que los ciudadanos no tienen memoria alguna, donde se siguen cometiendo los mismos errores día tras día esto puede llagar a esperarse sin causar desilusión alguna y donde hasta los sicarios tienen una virgen a quien se encomiendan para salir a hacer su trabajo, cometer uno de los pecados capitales.
Lo que es difícil de entender es que cómo, si los colombianos son tan creyentes, todos los días en los medios de comunicación siguen saliendo noticias de masacres, robos y fraudes ¿no se supone que si no regimos bajo la ley de Dios y de la biblia todo tendría que ser bonito y pacifico?
Pues al parecer las reglas de la biblia no son leyes que apliquen a todos los pueblos del mundo, en Colombia esta visto que el que peca y reza empata, lo que quiere decir que no importa hoy matar a diez personas si después de matarlas me “arrepiento” de lo que hice. O por ejemplo no importa pegarle a mis hijos o a mi esposa e ir a misa el domingo y arrepentirse.
La interpretación de la religión católica definitivamente esta mal entendida en este país y en la mayoría de países del mundo, puesto que la gracia real de esta religión es pensar antes de actuar y no actuar y después arrepentirse de los errores cometidos. No por mucho rezar vas a ser más bueno o menos malo, vas a dejar de ser malo realmente cuando este verdaderamente arrepentido por tus errores y para esto no se necesita ni ir a confesarse, ni ir a misa todos los domingos o todos los días. Simplemente se necesita ser consciente de que podría llegar a hacerle daño a las personas que te rodean.
En fin, mientras en Colombia y en el mundo la gente crea que por ponerse una cruz de ceniza comprueba que esta preparado para ser una buena persona la religión no esta cumpliendo su cometido. Hay que profundizar más en entender la religión y no tanto en seguir cosas que ni entendemos, esto aplica para cosa en la vida.
La religión no es nada si los creyentes no la entienden.
Felipe Vargas Mejía

Anuncios