Se equivocó Shakira ¿y qué?

por La hora del escarnio


Que Shakira se equivocara cantando el himno de su país en la Cumbre de las Américas frente a los presidentes y representantes de los países de América, fue una vulgaridad, algo reprochable, sentí pena ajena cuando vi las imágenes por todos los noticieros del país. Me reí con las fotos que se movieron en las redes sociales en donde como Shakira todos pedíamos la libertad de Ublime. Twitter y Facebook estallaron en contra de la cantante “colombiana”, pero lo que me preocupa de esta situación no es que una de las cantantes más importantes de nuestro país se equivocara en el himno, lo que realmente me preocupa es que los colombianos no hablamos de los  temas verdaderamente importantes que dejo la cumbre.

El primero de ellos, el replanteamiento de la lucha anti drogas, tema fundamental en nuestro país. Antes de la cumbre algunos esperábamos mucho sobre este tema, alcance a ilusionarme con que íbamos a tener  en la reunión de países una nueva alternativa frente a la despenalización de la droga, pero que desilusión no se decidió nada es más casi ni se habló del tema ni durante la cumbre ni cuando finalizo. Lo único que me quedo claro de este tema fue que Obama no quiere ni hablar de una eventual legalización de la droga y que los demás países frente a la negativa gringa decidieron abstenerse de participar en la discusión. Que tristeza, seguimos arrodillados en América Latina a las presiones estadounidenses, ojala Nicolás Maduro canciller venezolano en medio de su irreverencia tenga razón y lentamente Estados Unidos se dé cuenta que no somos su patio trasero y que Latinoamérica lo aislé definitivamente y los pueblos de esta parte del continente tengamos autonomía y soberanía sobre la región.

La cumbre empresarial es otro tema del que no he escuchado mucho en los medios de comunicación. Este fue un hecho sin precedentes al cual asistieron 700 líderes de las multinacionales más poderosas. Esta fue una gran oportunidad para que la empresa privada entienda, que es necesario para la región, que asuman una responsabilidad social, que busque la disminución de la pobreza, problema fundamental de la región pues hay 170 millones de personas que la padecen, entre ellos los más de mil habitantes de la calle que fueron evaporados de la ciudad y que hoy lentamente regresan a su ciudad.

Es increíble pensar que miles incluso millones de personas en Colombia se refirieron al tema de Shakira pero muy pocos han hablado del inminente TLC con Estados Unidos. Es claro que los Estados Unidos representan un mercado inmenso pues un país de 285 millones de habitantes, con 35.000 mil dólares de ingreso per capital parecería un inmejorable escenario para nuestro país, pero las desventajas son más que las ventajas.

Lo grave es que Colombia no tiene una política proteccionista, si este tratado entra en vigencia la población que se afectara en especial serán los campesinos y las pequeñas y medianas empresas. Tampoco se tiene una visión de los desastres que pueden generarse interiormente y la forma de arreglarlos. El desempleo generado por la desaparición de las PYMES (pequeñas y medianas empresas), la total desprotección del estado hacia los campesinos, el desplazamiento masivo de campesinos o población afectada, que se irán a la ciudad en busca de un trabajo o mejores simplemente en busca de oportunidades en las ciudades, ya que en las zonas rurales no obtendrán beneficios gracias al tratado.

Es que antes de pensar en un TLC, deberíamos primero arreglar nuestra situación interna, es importante que en el país se realice un cambio social radical en cuanto a la producción, competitividad, proteccionismo, educación, calidad en los procesos y el mejoramiento del sistema judicial y mercantil, ya que con este pacto las exigencias serán mayores, lo que requiere una respuesta más efectiva y eficaz en estos campos, que no son respetados en nuestro país.

Así que deja de hablar de Shakira y ponte a pensar en lo verdaderamente importante querido compatriota. Analiza la situación del país, para que cuando las cosas realmente se den, no tengas que terminar frustrado como Cesar Augusto Londoño el día de la muerte de Jaime Garzón diciendo con resignación PAÍS DE MIERDA.

Santiago Ruiz Forero

Anuncios