Florence Thomas

por La hora del escarnio



 

“Cuando llegué, no encontré mujeres sino mamás y no encontré padres sino machos. La maternidad era un proyecto de vida que teníamos que asumir como una especie de fatalidad biológica”. Florence Thomas, nacida en Rouen Francia, es psicóloga y magíster en Psicología Social de la Universidad de Paris. Radicada en Colombia desde el año 1967 es feminista y asesora de organismos no gubernamentales en el estudio de género.

Desde que llego a Colombia, un país dónde reinaba el machismo, se dedico a romper con esa estigmatización a la mujer. Es coordinadora del grupo Mujer y Sociedad, grupo que nació después de reuniones que se llevaban a cabo en los años 80 en su oficina en la Universidad Nacional, dónde junto a otras mujeres apasionadas por el feminismo, tenían charlas sobre el tema.

Aunque siente la necesidad de acabar con el ambiente patriarcal en el país no quiere una sociedad matriarcal, sino que piensa que hay que buscar que el hombre y la mujer puedan convivir, no que la mujer toma el poder.

Sus columnas van dirigidas a las mujeres, en especial a las feministas, en la mayoría de sus escritos habla de los derechos de la mujer, del aborto, tema que ha sido acreedor de más de una columna y por lo que pelea y apoya a las mujeres que exigen libertad para abortar. Sabe de que habla ya que ella aborto cuando tenia 22 años, en el año 1965, y cree que el error mas grande que cometió fue el de guardar silencio durante 45 años: Sentí más bien tristeza y dolor por haberme quedado callada durante tanto tiempo, por haber permitido y aceptado durante años los prejuicios de todas las sociedades que culpan a las víctimas de las violencias que viven. Sí, mi única culpa, si culpa tiene que haber, es la de no haber quebrado ese muro de silencio mucho antes”., aseguró en el artículo publicado en elespectador.com titulado La historia de mi aborto”.

Es muy directa en la forma en la que escribe sus columnas, es evidente su posición feminista. En una de sus columnas aclara que no odia a los hombres, porque precisamente llego a este país por un hombre, sus hermanos y sus hijos también son hombres. Dice que odia es esa cultura patriarcal que durante mucho tiempo ha dejado que se violen los derechos de la mujer, que siga la violencia intrafamiliar y que solo quiere que cambie esa situación. Un tema completamente pertinente en un país rodeado de violencia y desigualdad, como ella lo dice el feminismo es la manera de cerrar la brecha que hay entre hombre y mujeres sin necesidad de recurrir a las armas.

La relación con su público, el feminismo, es buena porque precisamente escribe siempre teniendo en cuenta su posición y su propósito como coordinadora del grupo mujer y sociedad. Siempre escribe en sus columnas hablando sobre alguna mujer como el caso de la carta a Vivian Morales, o en respuesta a las críticas a su posición como la respuesta a Héctor Abad. Su estructura argumentativa es clara, propone un tema y lo desarrolla de acuerdo a sus creencias sobre el papel de la mujer en la sociedad colombiana, recurre a temas que les incumben a todas las que comparten la posición de esta francesa.

 

Eliana Moreno

Anuncios